Carteles de la feria de san marcos

Durante el mes de noviembre de 1828, se inició una actividad que daría acceso a la apertura de mercados agrícolas y ganaderos de varias provincias de la Nueva España. En esta fecha se eligieron las cosechas y se pudieron mostrar los productos que la ciudad proveía. La exposición tuvo tanto éxito que llegaron personas de otras regiones y pronto el espacio donde se realizaba se hizo insuficiente.

En 1851 la Feria trasladó sus instalaciones al lugar actual, El Jardín de San Marcos y cambió la fecha de inauguración al mes de abril durante las fiestas del Santo Patrón de esa localidad. En 1896 se inició la construcción de la Plaza de Toros de San Marcos que se terminó en sólo 48 días con el objetivo de añadir más atractivo a la celebración. Otro aspecto que la distingue es la diversidad artística, culinaria y folclórica del país y el estado de los invitados de cada uno.

Los visitantes encontrarán dentro de la infraestructura turística de la ciudad instalaciones diseñadas para operar de manera permanente, tales como: hoteles, restaurantes, bares, teatros, vida nocturna, transporte 24 hrs. y stands de información entre otros. La atención, promoción, información y orientación que se brinda a la gente es de primer nivel.

Todos los organizadores involucrados entienden que la Feria Nacional de San Marcos es un orgullo para los aguascalentenses.