Vestidos de novia carolina herrera

Las novias de Martha que llevaron vestidos de novia de Carolina Herrera

Con solo 11 vestidos, esta colección Carolina Herrera Bridal Otoño 2020 presenta un juego de siluetas con faldas de trompeta esculpidas, imponentes líneas A y detalles dramáticos. La colección también presenta muchas texturas, como el mikado de seda, el jacquard de lujo y las superposiciones de organza, entre otras. Se trata de un dramatismo moderno para las novias contemporáneas.

Vestido de novia Michaela sin tirantes en faille de seda y línea A con corsé bordado con cristales a la vista y lazo en cascada en la espalda. Maxine, vestido de novia de línea A en faille de seda sin tirantes, con corsé bordado con cristales a la vista y lazo en cascada en la espalda. Románticos y elegantes, los vestidos de la colección Carolina Herrera Bridal Primavera 2020 eran ligeros y vaporosos.

Los huesos expuestos, los delicados bordados y los encajes más ligeros hicieron que los looks fueran más etéreos, perfectos para las novias románticas que se imaginan deslizándose por el pasillo de su boda de cuento de hadas. Look 1: Vestido de novia de tul de línea A sin tirantes con corpiño bordado con apliques de encaje floral. En mayo de 2017, la actriz Emmy Rossum se casó con el director Sam Esmail con un vestido de Carolina Herrera bordado, todo blanco y sin hombros, con una espectacular cola.

«En cuanto me comprometí, supe inmediatamente que quería que la señora Herrera me hiciera el vestido de novia», dice la actriz, que una vez dijo en broma que tenía un tablero de Pinterest de bodas desde que existe Pinterest. «Fui y la Sra. Herrera y yo hablamos de las siluetas que había hecho para novias y de las siluetas que yo había llevado antes. Sabía que me iba a casar en el templo, que es bastante grande, y que la recepción sería en el Guggenheim, así que sabíamos que tenía que ser un vestido que pudiera aguantar eso.

Y fue idea de la Sra. Herrera hacerlo bastante moderno y fresco, y utilizar la forma del Guggenheim en el corpiño». Para su segunda boda, Jessica Simpson lució un brillante vestido de Carolina Herrera de color champán para casarse con el ex jugador de fútbol americano de la NFL Eric Johnson en el rancho San Isidro de Montecito, California. «Antes de salir, seguí escuchando todos los aplausos, ¡así que mis hijos fueron ovacionados!», dijo la orgullosa mamá a la revista People.

Sin embargo, cuando Simpson hizo su gran entrada, un silencio se apoderó de la multitud, y hubo jadeos audibles cuando los invitados pudieron ver por primera vez su vestido, un diseño dorado embellecido sin tirantes. Olivia Palermo nunca ha seguido las tendencias. Al contrario, ella las marca.

Por eso, nunca esperamos nada de lo más normal en el día de su boda. En junio de 2014, la modelo y estrella de la telerrealidad se casó con su novio de toda la vida, el modelo Johannes Huebl, en una ceremonia íntima en Bedford, Nueva York, con un conjunto de tres piezas de Carolina Herrera centrado en un clásico jersey de cachemira color crema. La falda era de tul con encaje y espuma, con una sexy abertura, y debajo llevaba unos shorts utilitarios muy parecidos a los que Chiara Ferragni lució el día de su boda el pasado septiembre.

Todo era negocio por arriba y fiesta por abajo. Además, llevaba el pelo con raya en medio y recogido en una coleta. Y, al igual que Carrie Bradshaw en Sexo en Nueva York, se complementó con unos zapatos de tacón Manolo Blahnik de color azul brillante.

Si eres una futura novia con predilección por la moda, seguro que el nombre de Carolina Herrera te suena. Lanzadas en 1987, las colecciones de Carolina Herrera Bridal son adoradas por las novias por su elegancia contemporánea eternamente clásica y a la vez inquietantemente bella. Con cada vestido más desgarradoramente bello que el anterior, Carolina Herrera crea vestidos que son un visionario.

Con detalles teatrales y un toque de siluetas femeninas, esta diseñadora se asegura de que cada uno de sus vestidos sea elaborado a mano en su atelier de Nueva York y con formación clásica en alta costura. No se detiene en las telas lujosas y fluidas y en los detalles intrincados, cada vestido de novia de Carolina Herrara es una representación del verdadero arte. Desde voluminosos vestidos de baile tipo princesa hasta elegantes vestidos de trompeta estilo Hollywood, los diseños son variados, pero eternamente clásicos – ¡un complemento perfecto para el día de su boda atemporal!

Caroline comenzó su carrera como publicista de Emilio Pucci en 1965 y se trasladó a Nueva York en 1980. Carolina Herrera presentó su primera colección de novias en 1987. Pronto fue conocida por su estilo dramático y apareció por primera vez en la Lista Internacional de las Mejor Vestidas en 1972, y luego fue elegida para su Salón de la Fama en 1980.

Su primer desfile, en 1980, dio cobertura a la futura supermodelo Iman. Carolina Herrera presenta su colección prêt-à-porter semestralmente en la Semana de la Moda Mercedes-Benz de Nueva York. Algunas de sus clientas más distinguidas han sido Jacqueline Kennedy Onassis, Diana, duquesa de Cadaval, duque de Anjou, y la actriz Renée Zellweger.

En 2011, también vistió a Bella para su boda con Edward en Crepúsculo: Amanecer 1Su marca de prêt-à-porter llamada CH Carolina Herrera fue lanzada en 2008 y en 2012 había 18 colecciones de Carolina Herrera y CH Caroli